martes, agosto 24, 2004

9 (nueve) razones para estudiar Derecho o Leyes

Cuando se toma la decisión de estudiar derecho o leyes, ocurre, según mí humilde opinión por varios motivos, algunos de ellos supremamente extraños, otros tan simpáticos o tan aterradores, que a la final, después de unos cuantos semestres o años en el estudio de la profesión, uno termina sin saber a ciencia cierta, la razón real por la cual entró a ella y empieza a disfrazar causas y a dilatar efectos.
Bien, uno puede llegar a pensar que estudia derecho porque “quiere cambiar el mundo, volverlo un lugar más justo”; también, porque los abogados son (desde el punto de vista ingenuo del adolescente) personas muy importantes, porque en las series y novelas de Tv se ven muy divertidos alegando, elegantes, en autos lujosos, con novias supermamasitas o en su defecto esposo perfectos y finalmente, haciendo justicia, porque son unos duros.
Pero la realidad a mí me mostró que en verdad la gente estudia dicha profesión por las siguientes razones:

1. Se es un utópico idealista que está convencido y no se piensa despertar del shock nunca, a pesar de los golpes de la vida.

2 Le fascina la pelea y hasta paga por ocupar el lugar de otro en medio de un tropel.

3. La ambición es su motor y el dinero es la única verdad que conoce más allá de sus laxos motivos morales, pues de ética no pretende aprender jamás.

4. Hambre de poder.

5. Al no tener la menor idea de matemáticas o de vocación en las ingenierías o economías, administración o cero de voluntad de mártir para las licenciaturas, no se ve otro camino.

6. Venganza; desea fieramente hacer “justicia” por algún evento que le ocurrió a lo largo de la vida y cree que por medio del uso de la ley se puede hacer.

7. Porque se considera una persona totalmente indefensa y no encuentra otra manera de defenderse de la sociedad.

8. Porque lo heredó, y su familia está plagada de abogados y prácticamente lo lleva en la sangre así ni uno mismo lo pueda comprender o lo desee.

9. Su novia (o) entró a estudiar de eso y como lo (a) ama tanto, no tiene más remedio para continuar la relación que seguirle.

Supongo que éstas no serán todas las rones por las cuales uno toma la decisión de entrar a cualquiera de las miles de facultades de derecho o leyes en el mundo, quizá existan muchas más, pero de lo que si estoy seguro, es que aquellos con los que yo estudié en alguna oportunidad leyes, por lo menos adolecía de alguna de éstas nueve razones y por ello digo lo que digo.
Muchos son los estudiantes que esperanzados entran a las filas de las universidades e institutos piratécnicos en post de un cartón que ratifique que tiene idea o conocen de la Ley, pero lo cierto es que muy pocos se gradúan; los desertores fuimos miles y solo los que son capaces de aguantar el ritmo antropófago de éste milenario rito mental, son aquellos que pueden afirmar que son verdaderamente abogados.
Así que antes de gastar mucho dinero en una facultad de la que pronto saldrán corriendo o echados, piensen muy bien en la firma que van a estampar en el contrato de matrícula, pues la decepción puede ser mayúscula, el tiempo es imposible echarlo atrás y quizá las heridas nunca sanen después de aquél periplo profundo por las tierras de las libertades y límites de la voluntad humana y al cavo de los años, uno descubra que debió haber estudiado o ser otra cosa muy diferente.
Pero por favor no se engañen, también existen abogados que así uno no crea, son hasta buenas personas, valientes y en realidad quiere y aman la justicia. Si usted es uno de los muchachos que acabé de nombrar, es decir, de los buenos, pues lo (a) felicito, merece todo mí respeto, y sino y, por el contrario es un artista de la trampa, piense bien en sus actitudes, que son las que miden el espíritu de los seres humanos y reflexione... quizá usted sea uno de los tantos miles de culpables de las razones porque los demás quieren estudiar derecho o leyes.

18 Comments:

Anonymous Anónimo said...

jajaja!!! muy buenas tus razones, la mia fue la de las matemáticas y cada vez que alguien me pregunta porque estudio derecho no se que decir!
saludos

8 de julio de 2008, 11:42 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

hola que tal! soy humberto yo me considero(o consideraba?)xD
en el tipico idealista que por andar de soñador me puede costar la vida misma al atreverme a desafiar al sistema no crees?
es un poco decepcionante saberlo pero mi mente no paraba de pensar por que diablos entre a estudiar derecho? creo que la justicia (humana) no existe! es solo un complejo sistema en la que los intereses mas poderosos ganan! y en fin el dinero esta de por medio!

reflexionare sobre lo que escribiste y me da gusto haber encotnrado tu blog, por que honestamente deseaba tener una respuesta sobre mis inquietudes pero el sabio internet zen xD me guio a tu blog
en fin muchas gracias!
:)
tengo una duda
desertaste? o
eres un abogado?
en fin yo estoy en segundo cuatrimestre de la universidad y creme que desde la primer semana me di cuenta de la realidad
como se atreve un humano imperfecto a hacer justicia sobre otros humanos verdad?
la justicia es subjetiva
en fin
luego chekare tu blog vale?
hasat luego
ten un buen dia (o noche de acuerdo el momento que leas estoxD)
vale
atentamente
Jose Humberto

6 de enero de 2009, 1:34 p. m.  
Blogger marina said...

hola. soy marina. muy bueno el comentario aunque las razones que buscaba para animarme a seguir estudiando, la verdad que al contrario, me desanimaron. me parece que uno piensa un poco en todo. Yo ni siquiera se por que me meti, fue un impulso, como una intuicion, me inscribi y emprece y estuve mucho tiempo enganchadísima. estudie como 5 años
despues paso la politica y otras cosas y bueno , la deje ya hace 4.
es dificil decidir dejar algo despues de haber echo tanto esfuerzo, aun cuando se haya cambiado de opinion en muchas cosas.de las razones me gusto la de sentirse indefenso y quiza uno elige una carrera que le ayude a defenderse. es una meta triste. y despues ya no sabemos si cambiar de actitud o de carrera. las dos cosas son duras.
espero que tu hayas elegido bien y que ahora estes a gusto con lo que haces.un saludo

9 de agosto de 2009, 7:53 p. m.  
Anonymous Juan Luis Hernández Macías said...

Me es suficiente ver tu ortografía para no tomar en serio nada de lo que escribes. Si no aprendes a escribir, doy por hecho que no sabes hablar y por lo tanto no sabes pensar.

Me da más lástima que una persona se case tanto con ideas o con carreras.

7 de junio de 2010, 12:47 a. m.  
Blogger aitia said...

Hace algún tiempo surgió en mí la viva inquietud de saber ¿qué es el derecho? y con mucho asombro descubrí que no hay ninguna definición, a no ser etimológica, que logre abarcar o aprehender un sentido en sí y por sí de Derecho, aunque claro, como suele suceder, interpretaciones hay bastantes. La más aceptada entre teóricos dedicados a la filosofía del derecho y juristas, o fusión de ambos, es que el Derecho está íntimamente conectado con la noción de Norma, específicamente, con las normas jurídicas. Llegado a este punto grande fue mi sorpresa al darme cuenta que el concepto de Norma también está sujeto a innumerables discusiones semánticas, no obstante, hay acuerdo en una carecterística esencial: toda norma es prescriptiva, lo cual se sobreentiende, pero no despeja la nebulosa, que mejor ilustración de lo que digo que la emblemática anécdota entre Hart y Kelsen.
Ahora bien, tú planteas "9 (nueve) razones para estudiar Derecho o Leyes" tomas Derecho como sinónimo de Leyes, lo cual me parece un error, error grave para alguien que dice haber estudiado la disciplina en cuestión. Las leyes son una parte del Derecho,si, pero no comprenden la disciplina o ciencia normativa, como se suele caracterizar al Derecho,es al revés. Por ejemplo: "9 razones para estudiar Física o Mecánica Cuántica", un buen estudiante de esta hermosa disciplina sabe que la Mecánica Cuántica es parte de la Física, pero no la Física en sí misma. Por tanto, tus 9 razones, aunque válidas, carecen de seriedad, lo que se patenta en algo tan básico como no saber distinguir entre Derecho y leyes. Te formularé mis razones, más aún mis motivaciones, de por qué yo estudiaría Derecho:
1. Averiguar el estatus ontológico del Derecho
2. Si somos sujetos de derecho,es decir, si estamos normados individual y socialmente ¿Qué es la libertad?
3. A raíz de lo anterior, ¿la libertad es un Derecho por convención o es parte de la condición humana?
4. El Derecho como ciencia normativa es coercitivo, nos condiciona, de lo cual se puede establecer una analogía con las corrientes conductistas de la psicología, entonces ¿cuáles son las justificaciones del derecho como ciencia normativa? ¿adoctrinar al ser humano en sociedad? ¿imponer orden en términos de relaciones interpersonales para mantener la civilidad y armonía social?
5.El Derecho implica la resolución de conflictos, en este sentido se convierte en un proceso de indagación, dialogizante, lógico/argumentativo, valorativo, empático,etc;culminando con la deliberación. La práctica de estas destrezas y actitudes, mediar en una diversidad de conflictos, creo, son parte de la vocación neta por la carrera.

Buscar respuestas a las interrogantes planteadas, que para mí representan verdaderas inquietudes intelectuales, son motivos y razones suficientes para estudiar Derecho.

En consecuencia, si tus 9 razones las hubieras tomado como 9 convicciones,probablemente, habrías terminado la carrera. En fin, Adiós.

25 de noviembre de 2010, 1:14 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

sinceramente creo que eres un imbécil. Con respecto a lo estulto de tu persona nada más que decir.

Deberías informarte un poco más porque con ello solo demuestras lo profano que llevas por cerebro.

Las ciencias jurídicas si contienen "economía", así que eso de que no tienen la menor idea de ciencias d e la economía y administración me parece una total infamia.
"El que no se informa no merece tener opinión"

8 de abril de 2011, 11:24 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

ayy la verdad no sé por qué quiero estudiar derecho!! algunas veces hasta dudo.
Creo que es mas bien por presion de mi familia :S

11 de abril de 2011, 6:54 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

a mi me gusta pero no tengo ni la menor duda.. jaja!!

28 de diciembre de 2011, 8:02 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Estas totalmente equivocado... "Hambre de poder" "ambición" "porque somos tan estúpidos e indefensos que no nos queda otra salida"???, de eso no se trata el derecho. No discuto que a veces haya que defender a una persona culpable y que sea injusto, pero la razón de un abogado es defender a su cliente y punto. O tal vez defender una firma importante o lo que sea, y no lleva matemáticas ni leyes algebraicas o planos para construir una nave espacial,, sin embargo no le quita su sentido y muchos menos el sentido que una persona le da! Para mi, nunca habrá justicia sin sobornos ni asquerosos jueces que se venden; pero eso no es motivo para no intentarlo no?? Aunque sea verdad alguas de las cosas en tu blog, y aunque no me gusten, tampoco las tomo a pecho, por que cada uno decide lo que quiere creer.
Para que sepas, estas razones opacan , no iluminan, y creo que ESAS NO SON LAS RAZONES PARA ESTUDIAR DERECHO, SINO QUE SON TUS RAZONES, y me da gusto que tengas tu punto de vista por que sino por la forma que escribes y ensima sin personalidad serías un completo imbesil. Respeto tus "pensamientos" pero no los comparto.
Aparte, para estudiar derecho, es indispensable conocer la situación actual de tu pais,política, social y económicamente, asi para tu información, los abogados si somos personas informadas y no "personas con autos deportivos que quieren presumir con su ropa, y oras estupideces que mensionaste",, bye! loser

9 de enero de 2012, 9:47 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

La verdad apenas arranco a estudiar esta bella carrera que aunque uno si piensa en un futuro mejor (toda la raza humana busca una mejor forma de vida) también debe de verse desde el lado vocacional que en mi caso muy filantrópico y la verdad es que también es quizás la carrera liberal con mayor proyección.
creo que tus nueve razones para estudiar no sirven de nada a alguien que busque una luz, ademas EL DERECHO si se mira desde otros lados abre la capacidad mental de discutir con verdaderos argumentos ante todo tipo de personas, autoridades (en pocas palabras "que no se la monten") gracias a que en su recorrido académico se aprende bastante sobre estas lides.

en fin; tu opinión es muy valida pero la verdad no sirve para nada, espero que seas feliz con la vida que llevas y que verdaderamente hallas encontrado la vocación para la que naciste

31 de enero de 2012, 3:11 p. m.  
Anonymous paula said...

Para una persona que busca motivación para estudiar derecho tus razones son muy desalentadoras, describís a los abogados como gente mediocre, poco culta y ambiciosa, el titulo en sí ya es errado, esas no son razones bajo ningún punto de vista. Personalmente creo que todo el mundo debería estudiar abogacía por cultura general, pocas carreras son tan ricas en conocimientos como la nuestra, que tenemos un abanico de conocimientos que parten desde el lenguaje pasando por la economía, filosofía, psicología y hasta llegamos a medicina, por dar algunos ejemplos.

Ojala puedas cambiar el titulo de tu post, por que realmente para alguien que entra en conflicto con la carrera o no se decide si podrá estudiarla es desmoralizador lo que expresaste.

Idealistas somos todos, pero todos sabemos que la vida y menos las profesiones QUE TANTO CUESTAN!!! cualquiera que sea, no son una novela.

19 de febrero de 2012, 12:42 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

creo que la decisión que nos motiva a ser abogados es ser masoquista porque a que otro profesional le gusta que le digan rata, inútil, sin vocación.. solo a nosotros que soportamos todos los días eso.. mas allá de nuestro cliente que a diferencia del medico, le da las gracias a cualquiera menos a nosotros que obvio nos dicen que no sabemos nada(después de 6 años estudiando). como todas las profesiones siempre hay gente que no tiene vocación como un medico que me dijo que era porque le salia muy bien en química y física se hizo cirujano... pero curar? nooo... eso si que no le gustaba.
A decir verdad creí que era un chiste de una persona que sabia lo que era ser abogado de vocación y solo me encontré con las ideas de alguien que nos odia... aparentemente un ex-estudiante.

para aquellos que si tiene vocación estudiar abogacía por el hecho de que te guste es siempre ir contra la corriente... pero inmensamente satisfactorio!

Por
Orgullosa Abogada

16 de marzo de 2012, 11:28 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

La verdad que mi idea de entrar o no en esta carrera nunca fue diáfana, pero hoy no me arrepiento de estudiar derecho. Pienso que quien entre en esta carrera sólo por dinero no tiene pundonor alguno, y que va a darse de bruces en cuanto comience a leer el primer libro, ya que el derecho tiene que nacer de dentro de uno mismo y si no es así estás perdido. Señores, si lo que quieren es ganar dinero sin dar un "palo al agua" estudien ciencias políticas y suerte.

9 de abril de 2012, 10:52 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Es una publicacion altamente desalentadora para cualquiera que piense estudiar derecho.

Nombras solo los motivos negativas, y seguramente varios de ellos son TUS motivos. Es mas, deberias renombrar esta publicacion como "Los motivos por los que abandone la carrera de abogacia".

Yo entre porque me gusta tomar un problema y buscarle incesantemente la solucion conveniente.
Hay muchisimas mas.

4 de julio de 2013, 6:10 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

CREO QUE ERES UN RESENTIDO, HAY BASTANTES RAZONES POR LA CUAL SE HACE UN ABOGADO Y NINGUNO ES IGUAL A OTRO, ERES UN PENDEJO CRETINO ! INSULTAS EL ARTE DE LA LEY Y SABER DEFENDERSE, ESTE ARTICULO NO ES PARA NADA SERIO , SOLO HABLA DEL PUNTO DE VISTA DE UNA MENTE POBRE Y VACIA ! QUE TRISTEZA, TE RECUERDO QUE MUCHOS ESCRITORES SON ABOGADOS , ¿QUE PENSARIAN AL LEER ESTA ATROCIDAD?ES DE PENA AJENA?

28 de julio de 2013, 3:38 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

No comparto esto para nada. Eres una persona ignorante y resentida, en tus palabras es fácil notar odio y rencor. Cómo es posible que denigres un arte tan valiosa como lo es el derecho, ¿ qué haría el mundo sin abogados? UBÍCATE!

5 de noviembre de 2013, 2:20 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Pues, estuvo muy interesante y la verdad me alegré y me di cuenta de que esta carrera es para mí cuando no me identifiqué con ninguna de las malas razones que escribiste, pero sí con lo último de los que realmente aman la justicia y les gustan las leyes.

2 de enero de 2014, 8:27 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Pues, estuvo muy interesante y la verdad me alegré y me di cuenta de que esta carrera es para mí cuando no me identifiqué con ninguna de las malas razones que escribiste, pero sí con lo último de los que realmente aman la justicia y les gustan las leyes.

3 de enero de 2014, 12:54 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home